¿Cómo debe ser el desayuno de cada día?

Por más que reneguemos de ello, está comprobado que el desayuno es uno de los platos más importantes del día. Y no es para menos, ya que aporta las energías que nuestro organismo necesita después de ocho horas de ayuno. Para que esta comida sea realmente equilibrada y completa debe contar con los grupos de alimentos que enumeramos a continuación.

Frutas: Son la base de un buen desayuno, ya que aporta la mitad de calorias que requerimos. Tanto las frescas como los riquísimos jugos contienen las fibras, vitaminas y sales minerales necesarias.

Leche y sus derivados: Rico en calcio, proteínas y vitaminas, aportan un veinte por ciento de las calorías diarias que el cuerpo necesita.

Cereales: Son muchísimas las variedades que hoy en día se pueden comprar en el mercado. Tan solo un bol chico de cereales cubrirá los requerimientos.

Multiproteinas: Los platos proteicos por excelencia son los embutidos, los huevos, los fiambres. Todos ellos aportan gran cantidad de hierro, yodo y fósforo. Es cierto que no estamos acostumbrados en nuestros desayunos, pero quizás sería un muy buen hábito incluirlos, al menos, una o dos veces a la semana o en pequeñísimas cantidades diarias.



Aconsejar

Recibe más consejos en tu email, gratis!

Recibir consejos

Más consejos de Cocina, Nutrición.

Un pensamiento en “¿Cómo debe ser el desayuno de cada día?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>